7 jul. 2010

Abandonada

Voy pasando de puntillas por el filo de la tarde. Buscando un burdel tranquilo donde me inviten las putas a una copa.
De la puerta para adentro, se castran los sueños, se burlan las rameras de los amores de mentira, se sudan las lágrimas que no llegaron a los ojos y las metas de la vida acaban donde empiezan las piernas.
Hoy me siento una fulana… y mi precio es una copa.

2 comentarios:

  1. http://www.laguconsl.blogspot.com/
    El lugar donde hacer tu sueño posible.

    ResponderEliminar
  2. Paseas tu soledad con una estupenda armonia, y la concentras en pocas palabras con autentica maestria. Saludos desde Cordoba

    ResponderEliminar